Archive for the ‘De Internet’ Category

Libertad de Expresión

January 27, 2009

Hemos llegado a la era de la libertad de expresión como nunca antes se conoció. Y no solo en nuestro jodido, pobremente educado y atrasado país. Me atrevo a decir que en muchas otras partes del orbe, las limitaciones de expresarse libremente están cambiando drásticamente. Se están abriendo a pesar de la opresión de algunos gobiernos, y eso es porque algo diferente está pasando. Hablando del Caso de China o de Cuba particularmente.

Pero ¿Qué es? ¿Cual es esa herramienta que permitió tal libertad? Se preguntarán ustedes.

Si, efectivamente, es el internet mis avezadísimos lectores.

Pero sigue mi cuestionamiento porque me pongo a pensar ¿Por que  tuvimos que pasar históricamente para llegar hasta aquí? ¿Cual ha sido el costo de esa libertad? ¿Qué es lo que hemos tenido que dar a cambio de ella? ¿A quién le hemos dado esa libertad?¿Y en qué medida esa libertad ha sido ultrajada y corrompida hasta llevarla a un libertinaje irresponsable?

La mayoría de los espacios de internet han dado libre acceso a la opinión pública. En la mayoría de los periódicos en linea, en casi todos los espacios virtuales, cualquier hijo de vecino, cualquier ciudadano común, cualquiera con acceso a una conexión y un teclado, puede expresar libremente lo que piensa acerca de la nota publicada, acerca del “post”, acerca de la columna de tal o cual personaje político, del medio artístico, deportivo, social, etc. Sin duda alguna el internet se ha convertido en una poderosísima herramienta de información. Pero con una diferencia primordial que la distinguen de los ya conocidos medios expresivos de la comunicación: La interacción de los lectores con la fuente o el autor quién publica.

El internet se ha convertido no solo en medio de información, si no de opinión pública. Sin embargo, se abrieron los espacios de expresión y ya por eso todos asumieron que podían, no, perdón, que debían decir lo que pasaba por sus huecas cabecitas. Todos se sintieron impulsados a expresar lo que pensaban sin tener inclusive conocimiento o argumento válido que los respaldara, mas allá de su opinión o punto de vista. Dejaron al descubierto su ignorancia y su profundo desconocimiento de las cosas más simples. No solo eso, si no que  estos seres ignominiosos, incluso pueden tener su propio espacio de expresión sin limitantes, e interactuar entre ellos… tengo miedo.

Y la red se lleno de pendejos oscurantistas. 

Lo más triste, lo más triste de todo, lo que me arranca las lágrimas de los ojos entre sollozos, es que se sientan tras un monitor resguardados con un nick y escupen sus blasfemias a la red. Personajes desconocidos que se atreven, osan con dejar su basura, escribir su opinión en la ventana de comentarios, y tienen la desfachatez de pulsar el boton de “publicar”. Estos seres están en todos lados, en todas las páginas, y parece que llegan en manadas. Se multiplican velozmente, como gremlins en alberca olímpica, y se aferran a la lucha salvaje de la subsistencia en el campo de la información escrita en la red. Los pendejos no solo atacan la razón, si no que defienden sus puntos de vista… habrase visto.

Todavía más preocupante es que, detrás de esos pendejos anónimos virtuales (PAV= Pendejo Anónimo Virtual), hay una persona que existe en la vida real. Y puede ser cualquiera. Gente que sale a la calle, maneja un auto, cuida o educa a nuestros hijos, gente cercana a nosotros incluso. Pueden ser nuestros vecinos, nuestros jefes de trabajo, nuestros amigos o conocidos, personas con las que convivimos. No, no son un elemento de la narrativa de ficción de tal o cual relato, como son los personajes de novela inventados en los libros, o como sucede con publicaciones de un solo sentido, por llamar de alguna manera a las publicaciones impresas donde no hay interacción con el autor más allá de leer sus escritos. Estos otros personajes  si existen. Respiran, comen, duermen (mayormente), van a trabajar, nos rodean, y son parte de la sociedad en que vivimos. 

Pero y ¿de donde surgieron, y como es que son tantos? (La teoría de la alberca no está comprobada científicamente todavía).

Al parecer se reunen los martes por las noches a reclutar más especímenes y recitan su decálogo con convencimiento después de presentar a sus nuevos miembros de la APAV (APAV= Asociación de Pendejos Anónimos Virtuales): Me llamo “ponga nick aquí” y soy un pendejo. Y todos coréan su saludo de bienvenida al unísono (esa es la teoría alterna a la teoría de la alberca, que es mi teoría nula). 

Irónico, pero es la misma sociedad, los medios, el gobierno, son ellos los que los visten, los educan, los alimentan, y los entretienen. Y luego estos miembros militantes de la APAV, se sientieron hechos a su imagen y semejanza, y los volvieron sus dioses en agradecimiento, y los adoran escribiendo comentarios libremente en algún foro de internet como si fueran súplicas jaculatorias, y los defienden inquisitóriamente. (San Canaca, ruega por nosotros).

Estos personajes son el resultado de la bazofia que se anuncia y que se vende en todos los espacios saturados de transmision, programas de TV, de la radio, publicaciones de revistas de espectáculos. En esos espacios de los medios que le anteceden al internet. Ahora encontraron un lugar para tener esa reciprocidad, esa comunión con sus dioses, con sus medios forjadores y creadores. Los imitan, los alaban y los siguen. Y era obvio que quisieran interactuar con ellos en esa relación escatológica, para cerrar el círculo de coexistencia del cual son también codependientes.

Detrás de un monitor están muchas Anahís, muchos Adales, muchos López Dórigas, muchos Latin Lovers, con conocimientos sustentados en el TVnotas, en Cañitas, en Carlos Cuahtemoc Sánchez y su Juventud en Éxtasis, que es libro más leído en nuestro país. Forman su criterio político en el noticiero de las 10 y se nutren de la visión de un payaso vendido, sucio, vulgar y corriente. Esa es nuestra opinión pública en el internet. De ahí viene. (Ahora si tengo miedo). 

Gracias al internet hemos evolucionado tanto en la libertad de expresión por la cual se ha luchado sin tregua desde siempre. Pero y yo me pregunto, ¿por esa libertad de expresión ha muerto tanta gente?

De Internet

January 26, 2009

Ésta es una de esas actualizaciones que me aviento regularmente para explicar como ha ido cambiando mi blog y de las empioras que le voy haciendo cada vez que se me ocurre algo.

Desde hace mucho tiempo (desde aquella vez que andaba con lo de la sección de libros que nunca saqué) he pensado que  me gustaría escribir más de mis opiniones personales con respecto a cosas impersonales. Asi que les voy a empezar a poner publicaciones de lo que me encuentro a veces por el internet, que no tiene nada de divertido ni entretenido, pero que de igual forma no nos sirven de nada, más allá de opinar al respecto.

Y no, no voy a empezar a llenar mi blog de videos virales o cosas curiosas de la red. Sin embargo,si voy a compartir con ustedes algunas opiniones ayudado, por decirlo así, de material ya existente, pero que no es material que comunmente se pondría en un blog.

Ésto es más como lo que piensa el KillerPollito del mundo en general y su perspectiva e intereses del mundo que nos rodea pero que percibo, no real, si no virtualmente a través de un monitor.

O sea, y pa’que me entiendan sin cantinflear, voy a empezar a publicar cosas en mi blog de lo que me encuentro en internet pero que ningún otro blog se molesta en publicar y comentar de ello.

Y a ver como nos va.

Así, de esta forma, queda inaugurada la sección “De Internet” en Cosas Piores. Y pues que sea lo que Diosito y el administrador de este blog (o sea yo) quieran.